¡POR FIN SE PUDO GANAR!... CON GOL DE FORNARI APENAS COMENZADO EL PARTIDO, LOS ANDES LE GANO 1 A 0 A PLATENSE EN VICENTE LOPEZ.
2018-10-05

A Los Andes no le alcanzó la
reacción del final para empatar

Pudo haber sido más fácil para Nueva Chicago
pero no lo definió y terminó pidiendo la hora

NO PROSPERO, el intento de Fabricio Lenci (de opaca  actuación)quien intenta rematar ante la presencia de dos defensores de Nueva Chicago. Foto: Jonathan Rincón

Después de haber padecido la superioridad de Nueva Chicago durante gran parte del juego, Los Andes, con más amor propio que ideas, lo terminó acorralando contra su arco y generó varias situaciones para llegar a la igualdad que no pudo concretar. De tal modo, los de Mataderos con el gol de Esteban Orfano  cuando recién comenzaba el partido se impusieron por 1 a 0, sumando cinco victorias consecutivas que lo ubican como único puntero del Nacional B .

Por Alberto Rincón

De antemano se sabía que era un compromiso harto difícil para Los Andes. Podría decirse que por los antecedentes previos, se dio lo que se esperaba, una victoria de Nueva Chicago . Sin embargo, el partido llegó a tener situaciones muy cambiantes al punto que el local, por momentos fue tan superior que pudo haber concretado una goleada de habérselo propuesto, pero dilapidó las situaciones que generó y después terminó pidiendo la hora porque Los Andes en los últimos minutos lo tuvo a mal traer y a punto estuvo de lograr la igualdad , pero entre el arquero y los palos se la negaron.

Claro que no podemos ni debemos quedarnos con esa imagen del final, porque fueron apenas diez o quince minutos, donde Los Andes perdido por perdido, y con mayor ímpetu por los goles errados por el rival, se lo llevó por delante al puntero ante la desesperación de su público, que en el momento más crítico del equipo fue cuando más se hizo oir con el aliento, como debe hacerlo una verdadera hinchada.

Todo lo anterior fue desechable. Los Andes volvió a mostrar una imagen de equipo timorato, inconexo , falto de ideas y con una alarmante falta de efectividad en los metros finales. No le costó al Verdinegro ponerse en ventaja, porque iban tan solo dos minutos cuando Orfano, tras buena jugada del Pitu González abrió el marcador. Y Chicago siguió siendo el dueño absoluto de la situación  por un buen rato, con Gonzalez y Orfano como abanderados de un equipo que jugaba pensando siempre en el arco rival.

O el local se llamó a sosiego o Los Andes mejoró su rendimiento, vaya uno a saber, la cuestión es que con el correr e los minutos el juego se fue equilibrando y las jugadas sobre las áreas siguieron escaseando. Afortunadamente ,Turraca levantó su nivel y fue importante en el mediocmapo, pero sin la compañía adecuada porque Pereira luchó mucho y produjo muy poco y el pibe Leszczuk ,que luego se iría lesionado, ( dicen que es solo un fuerte golpe) no logra adaptarse aún para aportarle al equipo cosas positivas. El despliegue de Matías González no alcanzaba, Barroca no cumplió las expectativas que había generado  y Lenci en soledad poco y nada pudo hacer.

Un remate de Matías González (perfecta habilitación de Turraca) que se fue alto y un dispro de Leszczuk que contuvo Silva fue lo poco que generó Los Andes en ataque en el primer tiempo. Chicago, después de ese torbellino arrasador que fue en el primer cuarto de hora, dejó pasar el tiempo y tampoco inquietó a Requena.

Uno tampoco puede olvidarse que en el segundo tiempo, las cosas no le fueron mejor al equipo lomense durante gran parte del mismo. Porque siguió sin encontrar el rumbo ante un Nueva Chicago muy firme y ordenado que por momentos ejerció un dominio casi absoluto, aunque improductivo porque todo lo bueno que proponía se diluía en los metros finales. Sólo tuvo una clara que desperdició Sánchez Sotelo mientras que Los Andes poco y nada había generado hasta que Chacana y principalmente Mateo Levato ingresaron al campo de juego y  le dieron mayor peso ofensivo al equipo.

Sobre la media hora Silva desvió de manera milagrosa un remate de Matías González que se metía en un ángulo alto. Los Andes entendió que se podía, aún con limitaciones, lastimar a su rival y fue a la carga barraca, con desprolijidad, con desorden, pero también con el corazón y una entrega admirable. Chicago lo pudo definir varias veces en pocos minutos entre los 34 y los 37 , cuando el arco de Requena pasó momentos de gran zozobra . Pero como todo seguía 1 a 0, Los Andes sentía que aún estaba viva la posibilidad de evitar la derrota. Un cabezazo de Levato fue devuelto por el travesaño y luego primero Adonis Frías y luego Chacana tuvieron el gol, pero no lograron cristalizarlo.

Los Andes terminó con dignidad lo que pudo haber sido una derrota humillante. Pero, insistimos, lo de los últimos minutos de ninguna manera puede hacernos olvidar todas las falencias exhibidas anteriormente. Ahora hay varios días para trabajar antes del próximo partido ante Guillermo Brown, donde sólo sirve ganar para comenzar a alimentar un promedio cada vez más flaco. Biggeri deberá seguir buscando las soluciones para cambiar la imagen del equipo. Y más allá de nombres y esquemas tácticos, tener en claro que para ganar hay que atacar y si lo hacemos con delanteros, quizás las chances sean mayores. ¿O no? …

OTRO INTENTO  que no fructificará, cuando en los minutos finales Los Andes se llevó por delante a Chicago. Aquí es Matías González el que remata pero el balón quedará en las manos del arquero local. Foto: Jonathan Rincón.